La Catedral sigue siendo la estrella indiscutible por la que preguntan los turistas. Es sin duda uno de los mayores reclamos de la ciudad, pero no el único.

También interesan los diferentes monumentos, museos, actividades para hacer en la ciudad e incluso la gastronomía. En la Oficina Municipal de Turismo afirman que el turismo extranjero y el nacional están bastante igualados y han sufrido una bajada con respecto a años anteriores. Además aclaran que el Camino de Santiago mueve a mucha gente durante todo el año pero que en verano no es el único reclamo. La recesión económica «se nota mucho».

Menos pesimistas se muestran las cifras que manejan en la Oficina de Información Turística de la Plaza de la Regla. Allí afirman que cada día durante este verano se acercan a preguntar unas 2.200 personas. Dicen que la estadística con respecto al año pasado no ha variado en absoluto. Los visitantes buscan información turística, alojamiento y hay más turismo nacional que extranjero. Cuentan que quizás lo que han bajado son las pernoctaciones, pero la gente sigue visitando la ciudad a pesar de la imponente crisis económica y la recesión.

La Plaza de la Regla está llena este mes de peregrinos montados en bicicleta, turistas pertrechados con el mapa de rigor, visitantes que se afanan en hacer la fotografía perfecta a la Catedral. El enclave privilegiado de la Oficina de Turismo de la Plaza de la Regla parece ser la explicación para que allí registren una mayor actividad y no estén notando la crisis. Como la Catedral.

Fuente: Diario de León

 

jesuspalacios
kkezman@hotmail.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.